Ray Donovan, trabajo sucio - La Oscura Pasajera

HOLA! Fashion, tendencias de moda y estilo de vida

Series

CONSIGUE
TU BLOG AQUÍ

Cover: La Oscura Pasajera

28
ago 13

Ray Donovan, trabajo sucio

Siempre hay alguna persona que tiene que hacer el trabajo sucio. Con más o menos glamour, con mayor o menor éxito algunas series narran este tipo de ocupación. La diferencia con Ray Donovan es que éste pretende hacerlo de una manera limpia pero termina siempre con las manos manchadas de sangre. Ray trabaja en la ciudad de Los Angeles, resolviendo los problemas que surgen a los actores y celebridades bajo un módico precio que le permite realizar sus funciones con trajes de firma y vivir en una lujosa casa. Pero que esto no nos lleve a engaño ya que si hace falta, tomará su bate de béisbol y resolverá el sórdido problemilla a base de golpes. Si esto le parece poco, arrastra cual bola de hierro, una familia “complicada” que acapara buena parte de su atención. La serie que ha estrenado Showtime está siendo uno de esos regalos que nos deja el verano con anuncio de renovación incluido.

 

ray donovan

 

Cuando leo que el Sr. Donovan se dedica a resolver problemas de famosos no puedo evitar que llegue a mi mente la popular Scandal. Si alguien piensa que tienen alguna similitud le bastará el primer capítulo sobre el trabajo de Ray para salir de su error. La serie creada por Ann Biderman trata casi a partes iguales el trabajo que realiza y sus relaciones familiares tomando poco a poco mayor relevancia y minutos en cada episodio éste último aspecto. No en vano nuestro protagonista, interpretado de una manera muy acertada por Liev Schereiber, apenas sonríe. La razón seguro que nos es otra que el peso de un padre que acaba de salir de prisión cuyo papel interpreta el veterano Jon Voight quien acapara casi por completo el protagonismo en cada una de sus intervenciones.

 

 

Si a este padre, le unimos dos hermanos (bueno, tres) con sus graves problemas personales (Eddie Marsan, Dash Mihok y Pooch Hall), una esposa (Paula Malcomson) que tiene que sufrir sus infidelidades, unos hijos que rozan la adolescencia y un jefe que le exige a la medida de las estrellas de Hollywood comprenderán que Ray, no tenga ganas de risas. Al menos cuenta con su hombre de confianza Avi (Steven Bauer)

 

Un drama que no tiene un ritmo frenético, que se toma su tiempo, el que necesita Ray para pensarse las cosas, que aunque parezca demasiado nunca es suficiente. Que poco a poco va explicando como aquellas decisiones de la vida tienen sus consecuencias, que en ocasiones tenemos una segunda oportunidad y también, que muchas veces, esa oportunidad sencillamente se deshecha.

 

Desde mi punto de vista la serie tiene escenas crudas nada gratuitas y otras de una increíble sencillez que muestran la esencia de sus personajes y de la vida cotidiana. Hasta el momento, no me ha decepcionado y menos aún con los nuevos acontecimientos que se van presentando a medida que avanza la serie y que prometen incorporar nuevos problemas  y complicaciones aún más a la trama, si cabe.

 

Tal vez pocos minutos centrados en su trabajo y cada vez más tiempo de capítulo dedicados a sus hermanos, padre, esposa, hijos… Ésto por echar algo en cara a la serie aunque, pensándolo bien, lo de los famosos podría ser un hobby. Dada la magnitud de problemas que tiene que resolver en su drama familiar estos deberían ser su verdadero trabajo sucio.

 

Etiquetas: , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>