Dexter y... fin - La Oscura Pasajera

HOLA! Fashion, tendencias de moda y estilo de vida

Series

CONSIGUE
TU BLOG AQUÍ

Cover: La Oscura Pasajera

23
sep 13

Dexter y… fin

Dexter guarda sus plásticos y cuchillos para siempre. La serie sobre este peculiar asesino en serie llega a su fin tras una (para algunos incluso dos) temporada que no ha sido brillante. En cierto modo porque el producto o la idea se agota y eso lo nota el espectador. Puede incluso que haya caído en el error de todas esas series que saben con mucho tiempo de antelación el día de su final: alargar lo inevitable.

 

Dexter

 

Nunca he realizado una review o una crítica de Dexter. La serie me enganchó en su momento y resultó inspiradora. Me ha ocurrido en otras ocasiones: algunas series que realmente me han gustado mucho forman parte de mi “blog personal” por llamarlo de alguna manera. No las someto a las críticas ni a un análisis riguroso a veces incluso con cierta obligatoriedad. No, simplemente las disfruto y no escribo sobre ellas.

 

Pero supongo que el final se merecía unas palabras por mi parte.

 

(Spoilers)

 

Si hay algo que ha definido a Dexter y sobre todo le ha marcado en su última etapa ha sido su tormento personal. Por mucho que la doctora Vogel hablara de él en términos de perfección, nunca perdió el norte ya que fue consciente siempre de lo que era. Llevar esa carga no es fácil, pero cuando además comienzas a tener inquietudes se hace más cuesta arriba. Desde mi punto de vista el último capítulo y en general esta última temporada ha sido un análisis de ese peso que le ha supuesto a Dexter mantener su doble vida ya que, tal vez por la edad, por la madurez o por los sentimientos ha sido estresante. Dentro de lo previsible que ha sido todo el capítulo (tormenta incuída) he echado de menos no volver a ver los plásticos y los cuchillos. Esa escena hubiera sido necesaria en un final. Pero este ha sido en cierto modo un final políticamente correcto y por tanto, ha sido un final de sentimientos. Poco asesino en serie y mucho amor.

 

Ni por Hannah, ni siquiera por Harrison. Por quien siempre sintió verdadero cariño ha sido por su hermana Debra y perderla desencadena todo su razonamiento: yo soy el culpable de las desgracias de mis seres queridos así que voy a desaparecer. Y eso es lo que hace, lo piensa un poco en la fantástica terraza de su apartamento, coge su barco (un símbolo), recoge el cuerpo de su hermana y desaparece en el mar, el lugar donde están todos sus secretos y también en el que se siente cómodo (tan cómodo que domina la zona) Y ahí va, de manera poética hacia la tormenta, la que se lo lleva todo. Pero tras la tormenta, llega la calma.

 

Para los que esperaban un final feliz los creadores se aseguran que el público no pueda echarle en cara abandonar a su hijo con la frase en la que Harrison le confiesa que quiere a Hannah. Asunto zanjado. La frialdad de Hannah al conocer la desaparición de Dexter deja en cierto modo una puerta abierta: ella puede pensar que Dexter se encuentra en algún lugar escondido. Asunto zanjado.

 

Para los que esperaban un final en el que Dexter pagara por sus pecados… ¿qué mayor castigo que el de la soledad? Asunto zanjado.

 

Y para los que esperábamos ni lo uno ni lo otro, para esos queda la última escena, el último segundo, la última mirada de Dexter, el Dexter de siempre.

 

Y hasta aquí hemos llegado, sin decir adiós.

 

Lo mejor que puedo hacer como despedida a esta serie no es hablar de su final, sino de su principio. Porque los principios siempre vienen cargados de ese optimismo característico de la osadía, el atrevimiento, la aventura. Siempre vienen cargados de energía, la misma que te da un buen desayuno. La cabecera de Dexter, creada por Eric Anderson, es posiblemente la mejor que he visto y jugó un papel fundamental para que en su momento, con la serie comenzada, quedara absolutamente enganchada a ella y fuera claramente la inspiración para darle nombre a mi primer blog y mantenerlo.  Por eso he querido finalizar con su principio. La fuente del vídeo es una página increíble que se llama Art of the Title y en ella realizan unos fantásticos análisis de los títulos de crédito de películas y series de televisión. Para ver el de Dexter, el principio como despedida, sólo tienen que pinchar en la imagen.

 

Dexter

 

Etiquetas: , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>